Datos sobre las bajas de autónomos

Datos sobre las bajas de autónomos

“Los autónomos no enfermamos, estamos hechos de otra pasta” es la frase que podrás escuchar de la boca de cualquier persona que posee un negocio propio, pero las bajas de autónomos sí existen. El problema real del autónomo no es que no enferme, es que el sueldo depende directamente del trabajo que realice y nadie lo respalda en caso de que caiga enfermo, ¿cómo pagar la cuota de autónomo a final de mes sin haber facturado por estar de baja? El resultado es que el emprendedor termina forzando la máquina más de lo que debería, con la consecuencia de que al final la baja termina siendo más duradera.

Las bajas de autónomos en cifras

Las bajas de autónomos son menores en número que las bajas de asalariados, pero en cambio son más duraderas. Galicia y Extremadura son las comunidades donde las bajas de autónomos duran más tiempo donde, según la Federación Nacional de Asociaciones de Autónomos, suelen durar más de 100 días de media.

En cuanto al número de bajas, en 2017 data una media de autónomos que solicitaron una baja de 29.673 con un promedio de 90 días, frente a la cifra de 355.784 de media de solicitudes de baja por incapacidad temporal en trabajadores asalariados, con un promedio de 39 días.

El promedio nacional por mes de bajas de autónomos es de 9,22 por cada mil emprendedores, frente a los 22,7 por cada mil asalariados.

Si queremos analizar los datos por comunidades autónomas, vemos que los navarros son los autónomos con más bajas, con una incidencia mensual de 15,2 por cada mil autónomos, aunque sus bajas son más cortas, con un promedio de 59 días de baja.  En segundo lugar encontramos que en Murcia el promedio es de 11,4 por cada mil autónomos, seguida de Cantabria con una cifra de 10,96 por cada 1.000 autónomos y Asturias con 10,92 por cada 1.000.

El emprendedor está 24/7 pendiente de su trabajo, por lo que no solicita la baja por una patología transitoria y medianamente leve. Para un autónomo no es fácil abandonar temporalmente el negocio y a sus clientes, por ello fuerza a su cuerpo a otro nivel. Esto significa que las bajas de autónomos no se dan hasta que su enfermedad no le obliga a cesar la actividad completamente, así que saben que cuando el proceso es suficientemente complicado como para alejarle de su negocio, va a ser por un periodo de tiempo bastante largo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>