Ventajas de hacer la RENTA 2016 en una gestoría

Ventajas de hacer la RENTA 2016 en una gestoría

Estamos en plena campaña de la RENTA 2016, para muchos, un trámite que, a pesar de que se repite todos los años, supone un verdadero quebradero de cabeza y es que, al final, no conocer con exactitud todas nuestras posibilidades, genera un grave estado de inseguridad.

Por eso, hoy queremos recordarte las ventajas de hacer la RENTA 2016 en una gestoría y que quedes libre de tanta inquietud.

¡Comenzamos!

Hacer la RENTA 2016 en una gestoría, inversión de futuro

Uno de los principales motivos por los que, muchas veces, la balanza se inclina a no realizar la RENTA en una gestoría es ahorrarse el precio de este servicio.

Muchas personas deciden que los propios funcionarios de Hacienda que se establecen durante la campaña de la RENTA, pueden tramitar esta de forma totalmente gratuita y, en la mayoría de los casos, se reafirma esta decisión con la afirmación de que “nadie mejor que los propios funcionarios para que la declaración salga perfecta”.

La función de la AEAT es recaudar impuestos, ¿estás seguro que el funcionario no se olvidará alguna deducción a la que tienes derecho? Dicho en otras palabras, si te despidieran de tu trabajo y tuvieras que contratar a un abogado,  ¿contratarías el mismo abogado que tiene la empresa que te ha despedido pensando que como se sabe muy bien tu caso te podrá defender mejor?

Sin embargo, errar es de humanos y de cometer un error en la declaración de la RENTA no se libra nadie, con una salvedad, que la mayoría de las gestorías cuentan con un seguro de responsabilidad civil, es decir, si se comete un error en tu declaración, la gestoría se hace cargo de la multa que derive de ello, algo que no ocurrirá de haber sido un funcionario o uno mismo el que haya procesado dicha declaración.

Como puedes ver, hacer la RENTA 2016 en una gestoría supone que, por un pequeño importe, pues existen gestorías Low-Cost como Mi Economista, podrás tener la total garantía de que en el futuro no llegarán contratiempos.

Olvídate de la preocupación con una gestoría

Uno de los mayores hándicaps de hacer uno mismo la declaración de la RENTA 2016 es la limitación en la información.

Si de por sí, realizar la declaración de la RENTA supone restar a tu jornada un tiempo precioso para organizar la documentación que necesitas y completar la misma, además, tendrás que sumar algunas horas más para ponerte al día sobre posibles cambios de normativas que te abran la posibilidad de acogerte a diferentes ventajas fiscales.

Aun así, siempre te quedará la duda de saber si te has acogido a todas las deducciones posibles y si, además, cumples al 100% con los requisitos.

Una de las ventajas de hacer la RENTA 2016 en una gestoría es que te libera de todo esto y, además, quedarás con la satisfacción de saber que tu declaración de la RENTA tiene todo lo que podía tener y nada se quedó en el tintero.

Un profesional que te respalde

Hay cosas como la tranquilidad que no hay dinero en el mundo que pueda pagarlo y esa es precisamente una de las ventajas de hacer la RENTA 2016 en una gestoría, la tranquilidad de saber que un profesional te respalda.

Tu declaración será cuidada hasta en el último detalle, obteniendo siempre, dentro de cada circunstancia en concreto, lo mejor para el cliente sabiendo a ciencia cierta que se cumple siempre con el marco legal.

¿Qué es un falso autónomo?

¿Qué es un falso autónomo?

Seguramente, en los últimos días, no paras de escuchar referencias sobre del falso autónomo, en las noticias, en la radio o en el periódico no dejan de mencionar a este autónomo “especial” que poco sabemos de él pero que su nombre lleva implícito algo negativo.

Sin embargo, no en todos los medios dejan muy claro qué es un falso autónomo, aunque sí sus consecuencias, hoy en Mi Economista queremos desvelarte el misterio.

¿Soy yo un falso autónomo sin saberlo?

Lo primero es definir qué es un falso autónomo de la forma más fácil y reducida, un falso autónomo es aquel que es contratado mediante contrato mercantil como autónomo por una empresa para desarrollar sus servicios y, sin embargo, sus condiciones laborales se asemejan a las de un trabajador por cuenta ajena, eso sí, sin los beneficios de estos.

Dicho de otra forma, el falso autónomo será un empleado más que deberá ajustarse a los horarios de la empresa, al calendario laboral de esta y el empresario será su jefe en todos los sentidos y, sin embargo, el salario de este no será fijo, ni percibirá pagas extraordinarias, ni días de vacaciones pagadas y, por supuesto, no habrá indemnización una vez acabado el trabajo ni prestación por desempleo.

¿Qué ganan las empresas contratando un falso autónomo?

Es evidente que las empresas que contratan falsos autónomos consiguen un ahorro considerable en comparación a contratar trabajadores por cuenta ajena.

Para empezar, la empresa no tendrá que pagar los seguros sociales del trabajador, el autónomo ya lo hace a través de su pago a autónomos.

Por otro lado, el pago al falso autónomo no se hará a través de nómina sino a través de factura como cualquier autónomo.

Por último, existe todo el ahorro que conlleva todo lo que comentábamos anteriormente, pagas extras, vacaciones, indemnizaciones, etc.

¿Cómo denunciar un caso de falso autónomo?

En primer lugar, hay que tener claro que el falso autónomo, a pesar de ser la víctima, si no denuncia, la ley entiende que ha sido consentidor de dicha ilegalidad y, por tanto, puede ser sancionado de la misma forma que el empresario.

El primer paso para denunciar un caso de falso autónomo es haciéndolo ante la Inspección de Trabajo.

Por último, para reclamar lo estipulado en el Estatuto de los Trabajadores o en el convenio colectivo correspondiente, se deberá hacer a través de la vía judicial social.

Además, nos gustaría recordar que ya existe una figura recogida y reconocida en el Estatuto del Trabajo Autónomo que podría ser una vía ideal para empresas sin tener que recurrir al falso autónomo, este es el trabajador autónomo económicamente dependiente (TRADE).

¿Cómo recuperar el IVA de una factura impagada?

¿Cómo recuperar el IVA de una factura impagada?

¿Quién no ha sufrido el impago de una factura alguna vez? Hay ocasiones en las que, a pesar de poner todos los medios para que esto no suceda, acaba pasando y, en ese momento, el autónomo pone la vista en el siguiente paso… ¿cómo recuperar el IVA de una factura impagada?.

¿Debo incluir las facturas impagadas en la presentación de mis impuestos?

Quizás esta sea la primera pregunta que nos hagamos, la primera opción para que el daño no vaya a más.

Sin embargo, Hacienda tiene muy clara la respuesta, se deberán declarar todas y cada una de las facturas que hayan sido emitidas, hayan sido cobradas o no.

En este punto, el autónomo tiene claro que va a tener que adelantar de su bolsillo el IVA correspondiente a esa factura impagada, sin embargo, lo que la mayoría de autónomos no saben es que, posteriormente, se puede recuperar el IVA de una factura impagada.

Requisitos para recuperar el IVA de una factura impagada

Como en casi todo, para poder recuperar el IVA de una factura impagada, primero se tienen que cumplir una serie de requisitos, pero tranquilo, en esta ocasión, los requisitos son más lógicos que meros filtros.

El primero de los requisitos es que la factura emitida este dirigida a una empresa o un autónomo.

Por supuesto, dicha factura impagada debe de estar correctamente registrada en tu contabilidad y haber presentado ya el impuesto sobre el IVA, es decir, que hayas liquidado ya ese IVA.

Por otro lado, el proceso para recuperar el IVA de una factura impagada no da lugar hasta pasados 6 meses de la fecha de emisión de la factura, periodo que se estima suficiente para entender que la factura no va a ser abonada.

Por último y quizás el punto más complicado, deberás haber reclamado el pago de la deuda de forma oficial, es decir, no se entiende como reclamación oficial las llamadas de teléfono, los emails, los mensajes, etc. deberás hacerlo de manera judicial o notarial.

Pasos para recuperar el IVA de una factura impagada

Si cumples con todos los requisitos anteriores, viene el momento de ponerse en marcha.

Lo primero que deberás hacer será emitir una factura rectificativa de forma que anule por completo la factura original. Es importante que tengas en cuenta que esta factura rectificativa deberá ser emitida una vez cumplidos los 6 meses de la emisión de la factura impagada y que, a partir de ese momento, dispones de hasta 3 meses para emitir la rectificativa.

El siguiente paso será enviar la factura rectificativa a Hacienda y, por último, incluir la factura rectificativa en tu contabilidad y en el modelo trimestral que corresponda a la fecha de esta.

Por último, te recordamos que recuperar el IVA de una factura impagada no significa que te hagan una devolución de este importe, en su lugar, se te compensará en el importe a pagar del modelo de IVA del trimestre en cuestión.

¿Por qué elegir ContaAuto Web como tu programa de facturación?

¿Por qué elegir ContaAuto Web como tu programa de facturación?

Si te preguntáramos que rápidamente nos dijeras qué es lo que más echas en falta desde que eres autónomo, ¿cuál sería tu respuesta?. Si tu respuesta ha sido “tiempo”, enhorabuena, estás dentro del 99% de los autónomos de este país.

Seguramente te estés preguntando qué tiene que ver esto con un programa de facturación, muy sencillo, ContaAuto Web viene a regalarte gran parte del tiempo del que no dispones.

Coge papel y lápiz y apunta todas las ventajas que hoy te contamos sobre este programa de facturación que te darán el por qué elegir ContaAuto Web como tu fiel aliado.

Tus facturas bien organizadas

¿Cuántas veces has necesitado una factura en concreto y has perdido la cabeza intentando dar con ella?

ContaAuto Web te permite tener todas tus facturas, tanto emitidas como recibidas, bien ordenadas y con un acceso rápido y eficaz a cualquiera de ellas gracias a su buscador avanzado.

Esto, como hablábamos al principio, se traduce directamente en ahorro de tiempo, además, frente a cualquier requerimiento de Hacienda podrás exportar toda tu facturación e información contable con un solo click de ratón.

Acceso a toda la información contable en cualquier momento y desde cualquier lugar

ContaAuto Web es un programa de facturación basado en la nube, ¿qué quiere decir esto?.

Que toda la información contable que necesites de tu negocio estará accesible desde cualquier dispositivo con conexión a Internet en cualquier parte del mundo, con ContaAuto Web la frase “lo reviso en cuanto llegue a la oficina” forma parte de un tiempo muy pasado.

Tu gestor en la palma de tu mano

ContaAuto Web aporta a todos los autónomos algo indispensable: libertad de movimientos. Con ContaAuto Web podrás llevar toda tu contabilidad por ti mismo sin necesidad de un gestor, lo que se resume en un ahorro de costes.

Sin embargo, si prefieres la tranquilidad de que un profesional lleve la gestión financiera de tu negocio, junto a ContaAuto Web puedes contratar el servicio SALCA (Servicio de Asesoramiento Low-Cost para Autónomos) de forma que, tanto tu gestor como tú, tendréis acceso a todos los datos de tu negocio en tiempo real, se acabaron las esperas en la comunicación con tu gestoría.

Presenta tus impuestos de la forma más fácil

ContaAuto Web, además, transforma toda la información contable de la que dispone en los distintos modelos de impuestos que necesites presentar de forma que, al final de cada trimestre, tendrás acceso directo al resultado de cada modelo.

Si, además, dispones de firma electrónica, presentar tus impuestos a Hacienda se reduce a unos pocos minutos y unos simples movimientos de ratón, adiós a las citas previas y las colas en tu delegación de Hacienda.

¿Necesitas más motivos para pasarte a este programa de facturación?

¿Hay gastos deducibles sin factura?

¿Hay gastos deducibles sin factura?

Si hay algo que un autónomo tiene claro casi desde el primer día es que tiene que pedir factura de todo aquello que compra y que tenga relación con su negocio para poder deducírselo en la presentación de los diferentes modelos de impuestos.

Esto llega a convertirse para algunos en casi una obsesión, hasta el punto de pedir facturas por cualquier cosa y, más tarde, decidir si se las puede deducir o no.

Sin embargo, ¿sabes que hay gastos deducibles sin factura? Hoy, en Mi Economista, disipamos todas tus dudas.

Cuota de autónomos, Seguros Sociales y Salarios

Encabezamos la lista con los seguros sociales y los salarios, aunque sobre estos gastos seguramente ya estés puesto al día.

En efecto, puedes deducirte el gasto de los seguros sociales, obviamente, sin factura, presentado el cargo en tu cuenta bancaria.

De la misma forma tanto los salarios y las pagas extraordinarias de tus empleados podrás deducírtelos presentando el justificante bancario o, en su defecto, las nóminas de estos correctamente cumplimentadas y firmadas.

Por otro lado, está tu cuota de autónomos que, de la misma forma que los casos anteriores, bastará un justificante del cargo de tu banco.

Seguro médico o de responsabilidad civil

Las pólizas de seguro, por regla general, no disponen de factura como tal, sin embargo, esto no hace que no puedas deducirte este gasto sin factura pues Hacienda determina hasta un máximo de 4500€ en deducciones por primas de seguros, es más, podrás deducirte tu cuota, así como la de tu cónyuge y la de tus hijos en el caso de que estos sean menores de 25 años.

¿Forma de acreditarlo? Fácil, como en los casos anteriores, a través del cargo bancario.

Gastos de tipo bancario

¿Tu banco te cobra por el mantenimiento de las tarjetas? ¿Tienes un préstamo bancario con sus correspondientes intereses? Estos son gastos deducibles sin factura que, a través del extracto bancario, podrás justificar.

Gastos derivados de contratos mercantiles

En muchas ocasiones y para el desarrollo de nuestra actividad como autónomos nos hacemos cargo de gastos que tienen que ver con, por ejemplo, las fianzas de los alquileres, el traspaso de un local o, sencillamente, las escrituras para la constitución de una sociedad.

Estos gastos son deducibles y, obviamente, en la mayoría de los casos, no se dispone de factura para ello por lo que será suficiente con el extracto bancario.

Además de estos gastos también nos podemos encontrar con otros que están directamente relacionados con la actividad del autónomo como podría ser el IBI o algunos otros tipos de tasas municipales.

Es importante resaltar que el pago de todos estos gastos deberá realizarse de manera que la operación pase por el banco, ya sea a través de recibo domiciliado, pago con tarjeta o transferencia, de otra forma, no habrá forma de justificar dicho pago y, por tanto, el gasto deducible sin factura dejará de ser válido.

¿Qué hacer cuando el Modelo 303 sale negativo?

¿Qué hacer cuando el Modelo 303 sale negativo?

Estamos en Abril, mes de presentación de impuestos para los autónomos, un mes también, que junto con Enero, Julio y Octubre, en el que más dudas les surgen a los autónomos con respecto a sus obligaciones fiscales.

Hoy queremos ayudarte con una duda muy común, qué hacer cuando el Modelo 303, es decir, la declaración del IVA, sale negativo, algo que suele pasar con relativa frecuencia.

Modelo 303 con resultado negativo

Hay muchos negocios en que lo habitual es que el modelo 303 salga a pagar todos los trimestres, pero en ciertas circunstancias, como una inversión importante, acumulación de inventarios, etc, la declaración del modelo 303 puede salir negativa.

También hay otro tipo de negocios, (principalmente los exportadores), en los que la declaración del IVA suele salir negativa casi siempre. Si este es tu caso, tal vez te interese estar en el régimen de devolución mensual, que a parte de la ventaja de la devolución cada mes del IVA negativo, tiene aparejado otra serie de obligaciones e inconvenientes que hay que valorar adecuadamente en cada caso concreto.

Lo que no podemos confundir, es el modelo 303, con los resultados de tu negocio, es decir, si tienes beneficios o pérdidas. Aunque tienen ciertas similitudes, también hay importantes diferencias. Por ejemplo, en el modelo 303 ni aparecen las ventas exentas, ni las ventas que se hacen fuera de España, como tampoco aparecen los gastos no sujetos a IVA, como pueden ser los salarios o la seguridad social)

Pero, en lo que nos ocupa hoy, sobre qué hacer si el Modelo 303 sale negativo, tienes dos opciones:

Compensar un Modelo 303 con resultado negativo

Una de las opciones es poner en tu Modelo 303 “A COMPENSAR”, de esta forma, el resultado negativo que has obtenido en tu Modelo 303 se descontará en la siguiente declaración trimestral de IVA, es decir, si en el primer trimestre obtienes un resultado de -100€ y decides compensarlo, si en el segundo trimestre tu resultado es 250€, finalmente, acabarás pagando 150€ tras la compensación.

Es importante recordar que, si el modelo 303 sale negativo en cualquiera de los primeros tres trimestres del año, solo podrás optar por la opción de compensar.

Pedir la devolución en un Modelo 303 con resultado negativo

Si estás preparando la declaración del IVA del 4T, o si estás en el régimen de devolución mensual, en cualquiera de los meses del año, podrás optar por la devolución o la compensación del IVA.

Si decides solicitar la devolución del modelo 303 negativo, es importante que conozcas dos inconvenientes que te pueden surgir con esta opción.

Por un lado, la devolución del modelo 303 negativo no será inmediata y puede llegar a demorarse hasta 6 meses por parte de la Agencia Tributaria por lo que puede ocurrir, que la siguiente declaración del modelo 303 te salga a pagar, y como has solicitado la devolución, ya no podrás compensarla, y te tocará pagar un IVA a pesar de que aún la Agencia Tributaria tiene pendiente devolverte el modelo 303 negativo del anterior trimestre.

Por otro lado, con la solicitud de devolución, la Agencia Tributaria te pedirá información sobre tu facturación y facturas recibidas, lo mínimo que piden son los libros de IVA, pero también pueden pedir, copias de las facturas, o cualquier otra información que consideren necesaria para corroborar que todo es correcto, lo que te llevará tiempo y la necesidad de tener toda tu documentación bien ordenada y al día.

En Mi Economista, ponemos a disposición de todos los autónomos nuestro programa ContaAuto que te permitirá de forma muy cómoda y fácil cumplir con tus obligaciones fiscales, disponiendo de los libros de IVA obligatorios que exige la Agencia Tributaria, y que ya han pasado con éxito varias revisiones de los libros de IVA de nuestros usuarios.

Emprendedores sevillanos crean una app que te paga por salir a correr

Emprendedores sevillanos crean una app que te paga por salir a correr

En el blog de Mi Economista nos gusta dar noticias positivas sobre emprendimiento y, en este caso, no podemos dejar de citar una app que está llamando mucho la atención y que está revolucionando el mundo del running.

Lo mejor de la app es que está creada por dos emprendedores españoles, concretamente, de Sevilla y que, sin duda, revolucionará el sector de la publicidad.

No te pierdas ningún detalle y, si te gusta correr, descarga de forma gratuita la app que te paga por salir a correr y comienza a monetizar tu tiempo de ocio.

Publi Runner la app que te paga por salir a correr

El funcionamiento de la app es sencillo, las empresas pagarán para que tú lleves publicidad durante tu tiempo de running. Gran parte del éxito de esta app es que beneficia a ambos lados, tanto a las marcas que pueden comenzar a trabajar un tipo de publicidad novedoso y creativo y a los particulares que pueden hacer de su hobby un ingreso extra de dinero.

¡¡Todo son ventajas!! Y que no se nos olvide, seguimos motivando los hábitos saludables como el deporte, algo muy necesario para conseguir el bienestar y el equilibrio en nuestra vida.

¿Cómo puedo ganar dinero con un hobby?

Si tú también te has preguntado alguna vez si es posible ganar dinero gracias a un hobby, estás de enhorabuena, gracias a la publicidad de Publi Runner.

Las empresas podrán contratar la publicidad de sus negocios para que sean los runners quién hagan de “cartel publicitario”, eso sí, en movimiento. Es algo parecido a conseguir un patrocinador, pero de una forma muchísimo más sencilla, ya que las negociaciones corren por cuenta de la app.

Casos de éxito en Publi Runner

Tan sólo una semana más tarde del lanzamiento de esta app que te paga por salir a correr, los creadores ya habían vendido 200 petos con autopromoción de la app. Había más de 500 registros y más de 1.000 descargas.

Parece que estos emprendedores sevillanos han sabido ver la necesidad creado una app que promete grandes éxitos.

Desde Mi Economista, damos la enhorabuena a los creadores y les deseamos muchos éxitos.

Como ves, no todo está ya inventado, si sueñas con crear la app que marque la diferencia y que sea todo un éxito, sigue trabajando y buscando aquellas necesidades que aún no están cubiertas en nuestra sociedad y lucha por conseguir tu sueño.

¿Puede el autónomo emitir facturas con importe cero?

¿Puede el autónomo emitir facturas con importe cero?

Esta es una pregunta que se repite con más frecuencia de lo que en un principio se podría pensar, de hecho, si estás aquí ahora es porque te has planteado la idea de si se puede o no emitir facturas con importe cero.

Hoy, en Mi Economista, como siempre, queremos resolver tus dudas ante una pregunta que, en ocasiones, puede encontrar diferentes respuestas.

La opinión de Hacienda sobre las facturas con importe cero

De entrada, lo más lógico, es comprobar la respuesta que da a la pregunta de si un autónomo puede emitir facturas con importe cero aquella institución que, a posteriori, será la que examine con lupa este tipo de movimientos.

En este caso, la encargada de este tipo de cuestiones es Hacienda y para el caso que nos atañe hoy sobre las facturas con importe cero, la respuesta de esta es que no, que una factura con importe cero no es correcta.

Al menos, en principio.

Las excepciones que confirman la regla

Decimos que, al menos, en principio, porque, como casi todo en esta vida, esta regla tiene sus excepciones, casos concretos en los que emitir una factura con importe cero no la convierte en una factura incorrecta.

La primera excepción viene de la mano de los descuentos, puedes estar vendiendo tus productos o servicios aplicándoles un descuento, en este caso, del 100% y que esto haga que tengas que emitir una factura con importe cero.

Como no es muy común hacer descuentos del 100%, este tipo de facturas deberán ser puntuales y especificar muy bien en la misma el motivo del descuento según contempla el artículo 80 de la Ley 37/1992 del 28 de diciembre sobre las modificaciones de la base imponible.

Otro supuesto en el que se puede dar el caso de emitir facturas con importe cero es el de la devolución de mercancías.

Cuando un cliente devuelve una mercancía a su proveedor, el importe a devolver se hace efectivo en la siguiente factura de entrega de nueva mercancía y puede darse el caso que el importe de esa nueva mercancía sea el mismo que el de la mercancía devuelta resultando, por ende, una factura con importe cero.

El error más común con respecto a las facturas con importe cero

Las facturas con importe cero nos puede llevar a un error de conceptos muy común y es confundir la emisión de la misma con el cobro de esta.

Puede darse el caso que un cliente tenga un proveedor cuyos servicios o productos puede compensar a través de productos o servicios que este pueda necesitar, una especie de intercambio en el que finalmente ninguna parte paga nada.

Sin embargo, tanto los servicios como los productos tienen un valor y estos deben estar presentes a través de las facturas, de forma que el proveedor deberá emitir su factura con normalidad y generar así su ingreso y, por su parte, el cliente (convertido ahora también en proveedor) emitirá su factura habitual que supondrá un gasto para el primer proveedor. El resultado es cero igualmente, pero es la forma correcta de hacerlo.

Por último, recuerda que una factura, aunque su importe sea cero, debe cumplir con todas las especificaciones necesarias reflejando conceptos, IVA, base imponible, importes totales, descuentos, etc.

Sociedad Civil: primer paso para emprender

Sociedad Civil: primer paso para emprender

Si llevas tiempo con un proyecto en mente y solo te resta dar el salto a convertirte en emprendedor, seguramente estés buscando la mejor forma de constituirte como tal y hoy, en Mi Economista, queremos hablarte de la Sociedad Civil.

¿Qué es una Sociedad Civil?

Antes de ahondar en los pasos para constituir una Sociedad Civil, es importante saber qué es una Sociedad Civil y cuál es su responsabilidad.

Como adelantábamos al principio, una Sociedad Civil es un tipo de sociedad que se conforma entre varios autónomos que tienen un proyecto en común. El número de personas que crean la Sociedad Civil es ilimitado, el único requisito es que, obviamente, sean, al menos, dos personas

¿Ventajas de una Sociedad Civil?

 Es un tipo de sociedad muy sencilla de constituir, para los que se inician en el mundo del emprendimiento y que tiene la ventaja de no requerir un capital social mínimo. No hay gastos de notaría o registro mercantil, pues se constituye con un contrato privado. La ventaja principal es que los administradores de la misma, pueden disfrutar de la famosa tarifa plana de autónomo  (al contrario que el administrador de una SL), y esto supone el ahorro de varios miles de euros.

¿Desventajas de una Sociedad Civil?

La principal desventaja de una sociedad civil es la responsabilidad personal, solidaria e ilimitada de cada uno de los miembros de la misma o, en otras palabras, que, en caso de deudas, cada uno de los miembros que conforman la sociedad civil, deberán responder ante los acreedores de la misma, con todo sus ingresos y patrimonio empresarial y/o personal, presente y futuro.

Es el mismo nivel de responsabilidad que tiene un autónomo, pero en este caso es responsabilidad solidaria de todos los socios.

Pasos para constituir una Sociedad Civil

El primer paso será redactar un contrato privado en el que se deje constancia de la actividad que desarrollará la Sociedad Civil, las aportaciones que cada miembro realizará, que podrán ser bienes, capital o trabajo y, por último, el porcentaje de participación de cada uno de los socios.

El siguiente paso será el que inicia el proceso de constitución y empieza por presentarse en un punto PAE para cumplimentar el Documento Único Electrónico o DUE. Una vez cumplimentado, este podrá ser enviado a través de Internet mediante el sistema CIRCE.

A través de CIRCE el proceso se agilizará notablemente pues este se ocupará de los siguientes puntos:

  • Solicitud del NIF provisional
  • Alta de los miembros de la Sociedad Civil y alta de esta en el Censo de empresarios
  • Trámites con la Seguridad Social
  • Solicitud del NIF definitivo
  • Comunicación del inicio de la actividad a la Agencia Tributaria

Todo esto podrá ser llevado a cabo a través de CIRCE si este está habilitado en la Comunidad Autónoma donde se proceda a crear la Sociedad Civil, de lo contrario, todo este proceso deberán realizarlo de forma presencial los socios u optando por delegar todo este trabajo a una gestoría como Mi Economista donde nos encargamos de todo el proceso de una forma cómoda y además te asesoraremos para que elijas el tipo de sociedad que mejor se adapte al proyecto empresarial que quieras iniciar.

Diferencias entre albarán y facturas

Diferencias entre albarán y facturas

Si hay algo importante a la hora de comenzar nuestra actividad como autónomos es aclarar ciertos conceptos que en un futuro nos pueden ser muy útiles y, sobre todo, evitarnos muchos quebraderos de cabeza. Entre ellos, uno de los errores más populares son las diferencias entre albarán y facturas.

¿Un albarán y una factura son lo mismo?

Un albarán es un documento privado que acredita la recepción de una mercancía o un producto, por eso es muy importante que esté firmado por tu cliente. Justificamos con él la realidad de las operaciones, lo que es importante en caso de impago, o incluso para demostrar a la AEAT que la operación es cierta.

La factura si es un documento mercantil, que es obligatorio emitir siempre que nos lo pida nuestro cliente, y que tiene que tener la información que indica el reglamento de facturación (ver nuestro artículo del blog hacer una factura, además nos sirve para la reclamación del pago de un producto o un servicio.

Los albaranes son un elemento de ayuda a la hora de cerrar el mes, ya que puedes unificar en una misma factura varios importes de albaranes emitidos al mismo cliente durante ese mes. Así que, además, nos sirve para nuestro control y nos facilita el proceso de facturación.

Otra de las grandes diferencias entre albarán y facturas es que estas últimas si tienen validez fiscal. Por lo tanto, el albarán no es un documento mercantil obligatorio en ninguna transacción comercial, mientras que la factura si lo es.

A su vez, el albarán no tiene funciones tributarias, otra de las diferencias entre albarán y facturas.

¿Qué datos necesita tener un albarán?

El albarán, como hemos dicho antes es un documento privado, por lo que los datos que contiene los decide el emisor del mismo, pero eso sí lo habitual es poner los siguientes datos:

  • Número de albarán
  • Fecha de emisión
  • Datos del cliente
    • Nombre y apellidos
    • Razón social
    • Dirección
    • Teléfono de contacto
    • CIF o NIF

El albarán puede ir valorado, aunque lo habitual es que no lo esté, pues lo que acredita es la entrega del bien o servicio, y recuerda que el albarán no es un sustituto de la factura sino un complemento.

Por último, es importante recordar que las facturas deben guardarse por un periodo mínimo de cinco años, esto es otra de las diferencias entre albarán y facturas, ya que los albaranes no tienen por qué ser almacenados durante este periodo de tiempo. (pero como modo de prueba, sí que es recomendable guardarlo)